Encontraron con vida a joven desaparecida en Ciudad Bolívar

Lectura de 3 minutos

Aunque aún no se conocen detalles sobre las condiciones de salud en las que se encuentra Sharick Lizeth Márquez Téllez, la joven de 15 años que desapareció del barrio Santa Viviana de la localidad de Ciudad Bolívar el pasado 18 de noviembre de 2020.

Aunque aún no se conocen detalles sobre las condiciones de salud en las que se encuentra Sharick Lizeth Márquez Téllez, la joven de 15 años que desapareció del barrio Santa Viviana de la localidad de Ciudad Bolívar el pasado 18 de noviembre de 2020, EL TIEMPO pudo establecer que fue hallada viva  en el municipio de Silvania (Cundinamarca)  luego de una intensa búsqueda por parte de los profesionales de la Unidad de Búsqueda de la Sijín.

Durante casi nueve días una familia decía permanecer  en vilo por la falta de noticias sobre la joven que acababa de cumplir sus 15 años. Hasta ayer  no había rastro de su paradero. Hoy se sabe que se encuentra bajo la vigilancia de la Comisaria de Infancia de ese municipio mientras se determina qué fue lo que realmente pasó. 

Las autoridades investigan cuál fue la razón para que la niña llegara de forma voluntaria  a la casa de su abuela materna buscando refugio y protección. 

Orlando Antonio Márquez, su padre, dijo que el día que desapareció su hija, él y su esposa salieron hacia sus trabajos y dejaron a la niña durmiendo en la casa. “Mi esposa es guarda de seguridad y yo, escolta, entonces ambos tuvimos que salir a cumplir con nuestras labores”.

La madre de la menor la llamó ese mismo día a eso de las ocho de la mañana. “En esa comunicación le dijo a su mamá que iba a ir a donde una amiguita que vive en el mismo barrio. Dijo que era para hacer tareas y trabajos del colegio, y que luego se devolvía para la casa”, contó Antonio.

Todo parecía indicar que la joven había alcanzado a llegar a la puerta de la casa en donde residía su compañera de estudio y golpear a su puerta. “Sabemos que eso pasó porque su mamá la volvió a llamar y la niña le dijo que no le había abierto nadie y que por eso se devolvía para su hogar. Eso se lo dijo a su mamá a través de un chat de WhatsApp”, dijo Márquez.

A partir de ese momento se había perdido el rastro. La mamá le volvió a escribir a las nueve de la mañana, y la joven no contestó. Pasaron las doce, las dos de la tarde, y los padres de la menor comenzaron a entrar en angustia al no tener contacto con Sharick Lizeth.

Solo a las siete de la noche llegaron a su casa y comenzaron la búsqueda. Preguntaron en el barrio, hablaron con sus amigos del colegio, denunciaron todo con la Policía, pero el tiempo fue perdido, nadie tenía información sobre su paradero.

Luego imprimieron carteles con su fotografía y su mamá puso a circular por redes sociales un conmovedor video, cargado de lágrimas, en el que pide ayuda para dar con su paradero. “Mi hija es una niña juiciosa, muy activa, muy sociable. Ella es buena estudiante y sueña con poder estudiar Medicina y ayudar a la gente”.

Sharick terminaba el martes el noveno grado. “A ella le fue tan bien que izó bandera en el colegio y le habían dado un diploma”, contó su mamá, quien no ha parado la búsqueda de la menor de edad. Luego de días y noches de ir a un lado y a otro preguntando por su hija, la pareja puso el denuncio en la Fiscalía, y el caso lo tomó la Unidad de Desaparecidos de la Sijín.

Fuente: El Tiempo.com

Comparte en tus Redes Sociales
0Shares

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *